Obispos latinoamericanos solicitan alimentos para Venezuela

Friday, May. 19, 2017
By Catholic News Service
Por Ezra Fieser
Catholic News Service
SAN SALVADOR, El Salvador (CNS) — Obispos de toda América Latina condenaron la violencia en Venezuela y pidieron que la iglesia encuentre maneras de ayudar al país sudamericano enfrentando una escasez de alimentos que ha dejado a miles hambrientos.
“Nos preocupan y duelen las muertes, la violencia, la carencia de lo más fundamental, la división, la violación de los derechos humanos”, dijo el obispo auxiliar Juan Espinoza Jiménez de Morelia, México, secretario general de la Conferencia Episcopal Latinoamericana (CELAM).
El obispo Espinoza habló durante la asamblea de la CELAM en San Salvador, que juntó a representantes de 21 países latinoamericanos y delegaciones de Estados Unidos y Canadá. La reunión, que terminó el 12 de mayo y tuvo el tema “Una iglesia pobre para los pobres”, dedicó atención especial a la situación en Venezuela.
La conferencia nombró una comisión para estudiar el asunto y hacer recomendaciones. La comisión será dirigida por el arzobispo Diego Padrón Sánchez de Cumaná, Venezuela, presidente de la conferencia episcopal venezolana.
“Los obispos presidentes y los delegados de las Conferencias Episcopales de todos los países de América Latina y del Caribe hemos puesto la mente y el corazón en nuestros hermanos y hermanas de Venezuela”, dijeron los obispos en una carta leída durante la reunión. “Les queremos hacer sentir a todos los ciudadanos, y especialmente a los pastores de la Iglesia Católica, nuestra cercanía, solidaridad y apoyo; al mismo tiempo que les transmitimos una voz de esperanza en Cristo, camino, verdad y vida”.
El país sudamericano de 31 millones de personas ha estado pasando por una profunda crisis política desde que el presidente Nicolás Maduro amplió sus poderes, incluyendo asumir las funciones del congreso controlado por la oposición y, más recientemente, impulsando una reforma de la constitución.
Semanas de protestas masivas en la calle han llevado a choques violentos con la policía, dejando casi 40 muertos y atrayendo la condena internacional. El país ha luchado con una profunda recesión económica y una inflación descontrolada que ha causado escasez de alimentos y suministros médicos. Una encuesta realizada por una universidad venezolana reveló que el 75 por ciento de la población perdió un promedio de 19 libras el año pasado debido a la falta de comida.
El obispo Espinoza pidió a la iglesia que respondiera a la crisis proveyendo suministros. “Convocamos a las comunidades diocesanas de América latina y el Caribe a pensar en maneras de hacerlas efectivas, a pesar de los obstáculos que puedan presentarse”, él dijo.
“El pueblo católico latinoamericano y caribeño bien sabe que, en los momentos más difíciles de su historia, hay que recurrir a Dios con toda piedad para salir adelante”, decía la carta pidiendo a todas las iglesias que rezaran “suplicando para este hermano país una pronta y definitiva reconciliación y paz social.”
For questions, comments or to report inaccuracies on the website, please CLICK HERE.
© Copyright 2017 The Diocese of Salt Lake City. All rights reserved.